video

“A partir de ver el relevamiento fotográfico, donde se constata que el centro de bombeo que está a 1000 metros del Gada no funcionó, que no hay tendido eléctrico para alimentar las bombas que deberían estar funcionando en el lugar, que cualquier persona puede cerrar la compuerta que separa el reservorio del lado O con la laguna Setúbal, porque no hay custodia ni seguridad por parte de la municipalidad, todo se clarifica. Inundarte producto de la subida de los ríos es una cosa, y otra es cuando te inundan porque hay algún negocio atrás, por la obra pública, por el clientelismo o porque hay negocios inmobiliarios, algo que sucede en todos las partes del mundo. La gente al estar en estado de shock, es más débil. Entonces eso es lo que hacen, para poder hacer sus negocios”, dijo Chabela Zanutigh, de la Verdecita.

“Es lo que paso en 2003. En 2007 cuando nos inundamos, tuvimos las mismas respuestas que ahora, entonces uno empieza a estudiar por que no se va el agua, estudiamos el canal del Callejón Roca, donde supuestamente hay un Comité de Cuenca que funciona, a cargo del control. Estudiamos el reservorio que está a la vera de Avenida General Paz, pasando el GADA, un km. Vimos que toda el agua del callejón Roca iba al reservorio. Nosotros pedimos incluso hacernos cargo de la limpieza del reservorio, pero nos negaron oportunamente la posibilidad. En 2007 vimos que no estaban las bombas, después de la inundación las pusieron, pero después sacaron todo. Nosotras, escuchando que otra vez venían lluvias y crecientes del Paraná, empezamos a alertarnos, porque la otra vez nos inundamos porque estaba lleno el reservorio, entonces no podía desagotar el agua del callejón Roca. Cuando empezó la lluvia de ayer lunes, nosotros pensamos que la MCSF ya había resuelto el tema de las bombas. Cuando vimos al amanecer que la Granja La Verdecita era una gran laguna, nos dimos cuenta que las bombas no funcionaban, llamamos a la MCSF. El Arq. (Darío) Gatarelli, que estaba con los evacuados de esa zona en el GADA, nos dijo que las bombas estaban funcionando. Lo llamamos 14 veces durante la mañana, y el dijo que personalmente iba a supervisarlas. Como el agua no bajaba, subía, se había desbordado otro canal que está al costado de la vía, y nos inundamos más. Ante la desesperación seguimos llamando. Ahí Darío Gatarelli nos dijo que había una cuadrilla sacando los camalotes en el lugar, que estaba trabajando ahí y que la bomba funcionaba”.

“Dos horas después que paró de llover, el agua no sólo no bajaba en el callejón Roca, sino que no corría. Entonces una persona de la granja caminó 4 kms por el barro, para inspeccionar las bombas, y cuando llega, después de una hora, constató que no había nada, ni cuadrilla, ni nada. Las bombas no estaban. Lo volvemos a llamar a Darío Gatarelli y nos dijo que eso era imposible, y que había una cuadrilla ahora en Aristóbulo del Valle limpiando el callejón Roca, para aliviar a la gente de Facundo Zuviría.
Paralelamente Barletta declaraba que todas las bombas estaban funcionando en la ciudad y que en realidad ‘el anegamiento’ se daba por la obstrucción de desagües, y que faltaba invertir 1500 millones de pesos”

“Cuando Darío Gatarelli llega a La Verdecita, el vuelve a hablar por teléfono delante de nosotros, 11,30 hs, para chequear que las bombas funcionaban, y le dijeron que si estaban funcionando. Cuando veo las fotos tomadas al mediodía, le digo a Darío Gatarelli que lo que le había dicho era mentira, que estaban las pruebas fotográficas y que le íbamos a hacer un juicio a la MCSF. ‘El que te va a dar la explicación técnica de porque no funcionaron las bombas es Caselli’, dijo Gatarelli. Entonces hablé con Caselli y me dijo que allí ‘se desagota por pendiente y no es necesaria una bomba para extraer el agua del reservorio’. Yo le dije que exprese públicamente, delante de periodistas y de un escribano, que no se necesita una bomba para extraer el agua del reservorio. Le dije que el o Barletta estaban mintiendo, porque el intendente dijo que todas las bombas funcionaban. Les vamos a hacer juicio”. Entonces Caselli me dijo ‘haga lo que quiera’, expresó Chabela.

“Nosotras tenemos una gran angustia por todos los compañeros quinteros, que perdieron toda su producción. Esa tierra no la recuperás, lo que sembraste, tu trabajo. Nos va a costar 6 meses recuperarnos. No me cierra que esto haya sido negligencia, yo uno esto a los comentarios que quieren hacer un enorme ‘Puerto Madero’, un gran negocio inmobiliario planteado desde la Municipalidad, y para eso los pobres que ocupan el lugar deben irse. En lo personal el engaño, ver las pruebas de que no estaban las bombas, me da más fuerza para luchar e ir hasta las últimas consecuencias. Yo le hice la denuncia a Reutemann, y ahora también vamos a hacer una denuncia penal, porque alguien tiene que hacerse responsable de todo esto. Lo lamentable es que la sociedad no reaccione por estas cosas. Esto no se paga con un subsidio, porque lo que hicieron es bastardear la política, decirnos en la cara que lo único importante son los negocios”.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te invitamos a dejar tu comentario en tanto no agredas a la naturaleza ni a las mujeres que luchamos por ella!!
Las verdecitas*